Páginas vistas en total

jueves, 20 de enero de 2011

Día de fantasía

¡Hola a todos!
Ya hace un ratito que hemos llegado a nuestro super riokan, que está en las montañitas, cerquita de Hakone. Al final tenemos conexión a internet (aunque sólo en la recepción), así que os escribimos sentaditos en la sala de 'amusement', cada uno con nuestro kimono.

El día a empezado en el Tsujiki fish market, según Juan el Sushi fish market de Tokyo. Allí, a parte de ir sorteando a los motoristas y a los conductores de los autos locos que llevaban cajas llenas de pescado, hemos alucinado con lo grande que era el mercado y la cantidad y variedad de mercancías que había.
La visita al mercado ha acabado (para Juan) con un desayuno digno de campeón, sashimi de atún más fresco que nunca y un caldito en un bar al ladito del mercado.






























Hacia las diez de la mañana hemos llegado al museo Gibli (del creador de pelis como Mi vecino Totoro, o El viaje de Chihiro), y hemos disfrutado como niños viendo las técnicas de los dibujos animados, los bocetos de las películas, y viendo una peli en exclusiva para el museo sobre un...¡monstruito de pan! Jajaja. Dentro del museo estaba prohibido hacer fotos, pero Juan es ninja y ha conseguido hacer algunas.




































Y ya por la tarde hemos viajado hasta Odawara con el tren bala, donde hemos cogido un bus (1 hora de bus por las montañas) hasta el riokan. Un lujazo de hotel típico japonés en el que nos acabamos de instalar.






























En nada nos traen la cena a la habitación, así que os dejo las imágenes de las primeras impresiones y mañana os contamos más.





















¡Bona nit a tothom!

7 comentarios:

  1. A que hora os traen la cena? Eso es merendola por lo menos! Estáis muy kimonos con los kimonos (festival del humor).
    Te has vuelto loquísimo, no Juan en el mercado de pescado?
    Ojo el hotel de lujo, chulo chulo. Solo faltaba en última foto una animación que cerrara las puertas para despedir reportaje.

    Bueno, españoles por el mundo, que lo paséis de lujo esta noche.

    Besos!

    ResponderEliminar
  2. -PRECIOSO,PRECIOSO
    -¿EN EL MERCADO VENDIAN CRUSTACEOS?
    -ESPERO QUE NO OS ENFRIEIS EN EL BAÑO
    -ES UN LUJO HABER ESTADO EN UNA CASA TIPICA JAPONESA Y SOBRE TODO VIVIR EN ELLA UNAS HORAS
    -QUE LO DISFRUTEIS MUCHO, MUCHO. MUCHO

    ResponderEliminar
  3. Qué bonito el hotel, que lo disfrutéis mucho!!!

    ResponderEliminar
  4. Sonia, gracias por aconsejar a Juan este ryokan tan bonito!!!!
    Atención al siguiente post que vamos a plublicar....

    ResponderEliminar
  5. Pues sí Rubén, es más bien horario merendola. A las 7 la cena como muy tarde. Eso sí, hemos cenado como campeones. No paraban de traer platos, y todo de primera calidad.

    Bueno, supongo que ahora todo el mundo mirará el próximo post, que es la noticia del viaje. Gracias a los que me habéis echado una mano!

    PS: Sonia, a tí gracias por buscarnos el ryokan. Es perfecto! Por cierto, no sé si viste en el post de ayer que encontramos la tienda que me dijiste que los japos pagaban por estar con gatos! No entramos porque cobraban 10 euros por media hora por pareja, y desde fuera no puede hacer fotos porque no se veía nada, lo tenían todo oculto.

    ResponderEliminar
  6. que guapo!! :D La foto con todo el marisco ahi jajaja Mola la fuente y el monstruo gigante1! :D
    Ojo la picinita (a lo eva-flanders) del hotel y que guapo los calcetines para las chanclas jajajaj
    Podeis haceros "ipon-seois" con los kimonos !! jajaja

    ResponderEliminar
  7. Juan, yo llevaba 3 días esperando el 21, jejejeje, para leer el desenlace en el Ryokan.
    Me alegro mucho de que haya sido tan especial como esperabas.
    Eva, no sabes la ilusión y el empeño que puso en encontrar algo tan romántico para pedirte que te casaras con él.
    Muy bonito el anillo, precioso!!
    Y lo de la cafetería gatuna, qué timo ¿no? Pero al menos ya sé que existen.
    Gracias!!
    Besitos.

    ResponderEliminar